Metodologías VAK

Ingrid AstizCoaching expresivo, Comunicación creativa, Liderazgo, Productividad, Resolución de conflictos, TeoríaLeave a Comment

Mientras más estimulemos los canales visual-auditivo-kinestésico (VAK), más cantidad de información seremos capaces de prestar atención, y mientras más vías utilicemos para transmitir un mensaje, más oportunidades de ser comprendido.

Visualizar ayuda a establecer relaciones entre distintas ideas y conceptos, realizar abstracciones y planificar. Algunas sugerencias:
– Leer, escribir, realizar esquemas y mapas conceptuales para fijar conceptos.
– Usar gráficos, tablas, ilustraciones y otras ayudas visuales para presentar la información.
– Utilizar herramientas visuales de planificación.

El sistema auditivo almacena la información en bloques y en forma secuencial. Algunas sugerencias:
– Estimular el diálogo y la participación en reuniones, utilizando diferentes técnicas.
– Introducir los temas a conversar y, al finalizar, realizar un resumen de lo analizado.
– Dar tiempo para preguntas y respuestas, y para establecer las relaciones.

En el canal kinestésico se incluyen las percepciones de sabor y del tacto, las sensaciones internas, el movimiento y las experiencias vividas. Aprender utilizando el sistema kinestésico es mucho más lento que con los otros dos sistemas, pero una vez que sabemos algo con nuestra memoria muscular, es muy difícil que se nos olvide. Algunas sugerencias:
– En reuniones, utilizar técnicas que requerieran mover el cuerpo y/o registrarse internamente.
– Estimular la reflexión sobre las experiencias vividas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Captcha *